Escribe una obra dramática

El texto dramático está determinado por la representación de una acción (secuencia de acción) que contiene una situación problemática (conflicto) realizada por unos actores que previamente han adoptado unos papeles (personajes).

 

Un texto dramático es un texto escrito –o de transmisión oral- que recoge un material lingüístico (parlamentos de un unos personajes o parlamentos y acotaciones) destinado a una representación y, por tanto, ajustado a las convenciones propias del teatro.

 

 La estructura secuencial de un texto dramático está organizada alrededor de los siguientes elementos:

•  Espacialidad

•  Temporalidad

•  Personaje

•  Conflicto

•  Tema

•  Trama

•  Modalidades discursivas básicas: monólogo/diálogos y acotaciones.

 

 

•  ESPACIALIDAD

¿Dónde se realiza la acción? Por un lado en un espacio escénico y por otro en un espacio dramático. El primero es el espacio teatral, el escenario donde evolucionan los actores y en el que convencionalmente tiene lugar la representación. El segundo, es un espacio de ficción, donde el texto sitúa la acción de la obra dramática y que el espectador reconstruye con su imaginación. Se concreta y materializa en el espacio escénico.

 

A la hora de escribir una obra teatral hay que concretar qué tipo de espacio vamos a elegir. Existen dos tipo básicos: intraescena y extraescena

•  Intraescena: el espacio donde se mueven los actores

•  Extraescena: queda fuera del espacio donde se mueven los actores, pero influye en lo que en ese espacio ocurre; es la realidad que se derarrolla y existe fuera del campo de visión del espectador.

 

La posibilidad de comunicación entre intraescena y extraescena puede ser:

Visual: intraescena y extraescena quedan comunicadas por algo vsible, por ejemplo, por una puerta.

Auditiva: a la intraescena llega un sonido o ruido que hace presumir la existencia de la extraescena.

Mental: por ejemplo, el sueño de un personaje que caracteriza la extraescena , frente a otro personaje que solo actúa y piensa en su intraescena.

 

2.TEMPORALIDAD

 

El tiempo dramático ( o tiempo escénico) es la duración de la representación, medida en términos de reloj. El tiempo de la ficción (o tiempo referencial) corresponde al intervalo temporal que en la realidad duraría la acción representada, es decir, la duración correspondiente ocurriendo en la realidad. La época hace referencia al periodo histórico, al momento en que sucede la acción representada (Edad Media, siglo XXI, etc.).

 

 

La temporalidad es discontinua cuando se utilizan muchas elipsis temporales y básicamente se presentan en la historia de la escritura teatral tres modelos:

•  Progresiva o“aristotélica”: presentación, nudo y desenlace.

•  Episódica o “épica”: es cuando se cuenta una historia desde diferentes planos, es como si estuviésemos viendo la obra desde puntos de vista diferentes  

•  Fragmentaria o“impresionista”: construida mediante cuadros o skechts

 

 

3. PERSONAJE

Se entiende genéricamente por personaje cada uno de los seres humanos, sobrenaturales, simbólicos, animales, e incluso objetos, de una obra literaria. El personaje es  es quien realiza la acción dramática y viene definido por lo que hace (la tarea) y por cómo lo hace (los actos físicos) y caracterizado por una serie de atributos (nombre, edad, rasgos físicos, rasgos de carácter, situación y clase social, historia personal, código de valores, relaciones con los otros personajes, etc.). 

 

4. CONFLICTO

El conflicto dramático es lo característico de la acción. Se entiende por conflicto toda situación de choque, desacuerdo, permanente oposición o lucha entre personas o cosas. El conflicto dramático viene definido por el enfrentamiento de dos fuerzas antagónicas, confrontación de dos o más personajes, visiones del mundo o actitudes ante una misma situación.  

 

5. TRAMA

Una serie de sucesos ordenados de la forma más conveniente por el dramaturgo para conseguir el efecto deseado de la acción. Lo que cuenta la historia narrada. Es sinónimo de asunto o fábula.  Elaborar la fábula argumental consiste en resumir el orden en que están colocados los acontecimientos, respetando el orden de las sucesivas situaciones. La fábula cronológica es la cadena causal de los hechos que ocurren en la obra

 

 

6. TEMA

Es la idea o ideas centrales. Suele sintetizar la intención del autor. Una obra dramática  no suele contener un solo tema, sino varios. Cada lector, espectador o intérprete puede rastrear multitud de ellos.  

 

7. MODALIDADES DISCURSIVAS BÁSICAS: PARLAMENTOS Y ACOTACIONES

 

a) Los parlamentos: trascripción de las diferentes formas que adopta la palabra en el espectáculo teatral (diálogos, monólogos…) dicha por las diferentes personas dramáticas, por un narrado, por una voz en off , etc.

 

b) Las acotaciones: parte del texto dramático que no constituye parlamentos. Su finalidad es transmitir información sobre aspectos de la ficción y del discurso teatral que no tienen una presencia en los parlamentos.  

 

La relación entre parlamentos y acotaciones ha variado según las épocas y los autores. Ha habido épocas en que las acotaciones casi no han existido y otras en que presentaban una extensión considerable. Estos dos componentes textuales suelen presentarse con diferencias de tipo gráfico –diferente tipografía (cursiva para las acotaciones), marcas de separación con paréntesis, guiones, etc.-, de situación en el papel y estilísticas (estilo elíptico, léxico típico, etc.)

 

7.1. Las formas de los parlamentos

     En primer lugar, un parlamento puede hacerse dentro del mundo ficcional que se muestra, pero también fuera. Es el caso de los llamados parlamentos over o superpuestos, es decir, aquellos proferidos pro un narrador, un presentador, un comentarista, etc. Que hacen plantear una mostración con diferentes niveles. También se podría incluir la palabra escrita en carteles o proyecciones.

 

•  Monólogo

 

•  El monólogo técnico ( o narrativo). Se trata de la narración de sucesos pasados o que no se quiere o no se puede presentar directamente. Con este tipo de monólogos se entrada en el teatro a la narración y al narrador. Esta función se ha concretado a lo largo de la historia de diferentes maneras: el coro, el confidente, el raisonneur , etc.

 

 b) El monólogo de reflexión o de decisión. correspondería a verbalizaciones en voz alta de sentimientos, reflexiones, argumentaciones, etc. que padece o se plantea el personaje. Lingüísticamente puede estar formulado en primera, segunda o tercera persona.

 

Su función básica es darnos a conocer informaciones pertenecientes al mundo interior de los pensamientos. Dentro de este tipo de monólogos encontramos el llamado monólogo interior o soliloquio y el aparte.

 

7.1.2. El diálogo

 

El diálogo dramático y la conversación comparten convenciones y reglas de uso y hacen comprensible el discurso lingüístico en el teatro.

 

Según la distribución de las réplicas podemos encontrar tres tipos:

 

•  Esticomitias: son frases breves y se usan para conferir ritmo al texto.  

•  Cuasimonólogo: habla uno de los personajes mientras que el otro permanece casi ausente, dando contestaciones muy cortas, ejemplo: “ah, sí, sí, entiendo”.  

•  Diálogos simétricos: uno de los personajes habla y el otro como en eco repite lo que dice el primero. Ejemplo, A: ¡Ha sido un día maravilloso!

B: ¡¡ Sí, un día maravilloso!!

 

Y en cuanto a la interacción entre los personajes encontramos:

 

•  Máxima interacción: esta posibilidad prevé una discusión rica y densa.

•  Diálogo de sordos: hay interacción entre los personajes pero cada uno habla de cosas diferentes.

 

 

7.1.3. Las acotaciones

 

Las acotaciones también pueden ser consideradas desde el componente funcional.

 

•  Acotaciones referidas al espacio: de localización espacio-temporal, de descripción del espacio escenográfico (microespacio), de cambios o no de espacio.

 

•  Acotaciones referidas al tiempo (época, estación, día, hora…), de duración, de elipsis determinada o indeterminada, de anticipación o retrospección, etc.

 

•  Acotaciones referidas a los personajes y a la acción. Lista de personajes dramáticos; apariencia externa de los personajes; de cambios de apariencia, etc.

 

•  Referidas a los parlamentos: a quién se dirigen, de tono, intensidad o volumen; de silencio o pausa.

 

•  De movimiento y actividad: de traslado interno o externo; de entrada y salida; de gestualidad; de mímica o expresión facial.

 

•  También hay una serie de acotaciones referidas a la estructura del discurso teatral. Así , aquellas que identifican las diferentes secuencias del texto (prólogo, epílogo, acto, cuadro, escena, parte, …) Y las que explicitan el fin del texto o de una parte: telón, oscuro, fin.

 

Bibliografía

ALONSO DE SANTOS, J.L. (1998): La escritura dramática. Madrid, Castalia.

MOTOS, T. (1983): Iniciación a la expresión corporal . Barcelona. Humanitas.

MOTOS, T. y TEJEDO, F. ( 1987): Prácticas de dramatización . Humanitas. Barcelona.

MOTOS T. y GARCÍA, F. (1990): Expresión corporal . Alhambra. Madrid.

PAVIS, P. (1998): Diccionario del teatro. Madrid, Paidós